Especial Nupcial II: labiales hidratantes caseros

Tarros de labiales caseros
Seguimos con nuestro especial nupcial después de la boda de Sonia. Y hoy os enseñamos unos labiales hidratantes caseros que hicimos para la ocasión.

No sólo los accesorios fueron handmade en esta boda, si no que hubo más detalles, como estos labiales hidratantes caseros que hicimos para colocar en el baño de las chicas durante la boda.

Era un detalle que la novia quiso tener con sus invitadas, y para ello, recurrimos a nuestro gran amigo google, en busca de alguna receta que pudiésemos utilizar.

Queríamos que fuese un labial con productos naturales, y finalmente seguimos esta receta de la web HacerCremas.es, que utiliza aceite de rosa mosqueta, que tiene un gran poder regenerante, y aceite de caléndula, antiinflamatorio y antiséptico. Además, en la página podéis comprar todos los ingredientes necesarios para hacerlos.

Los ingredientes que utilizamos fueron:

Ingredientes para hacer labiales hidratantes caseros

  • Manteca de karité refinada
  • Cera blanca de abejas
  • Aceite de rosa mosqueta
  • Aceite de caléndula
  • Vitamina E
  • Colorante natural de remolacha en polvo

Para hacer los labiales hidratantes caseros, seguimos las instrucciones de Hacer Cremas tal cual, y fue un proceso bastante sencillo.

En primer lugar, hay que calentar la manteca de karité y la cera blanca de abejas, todo junto. Nosotros lo hicimos en el microondas, pero se puede hacer también al baño maría.

Mientras, colocamos en otro recipiente los aceites y la vitamina E. Añadimos también el colorante y mezclamos todo. Hay que tener en cuenta que si lo dejamos reposar, el colorante se irá bajando al fondo del recipiente, por lo que hay que remover constantemente.

Una vez que la cera y la manteca estén a unos 70º C, podemos mezclarlas con los aceites, poco a poco y dando vueltas para que no se formen grumos.

Cuando todo esté bien mezclado, si se ha ido enfriando podemos calentarlo ligeramente, para que quede bien líquido otra vez. Pero es importante que la mezcla no coja mucha temperatura, porque los aceites podrían perder alguna de sus propiedades.

Es el momento de verter la mezcla en los tarritos y dejar enfriar. ¡Ya tendremos nuestros labiales hidratantes caseros listos!

Para personalizar los tarritos, hicimos unas pegatinas, con las iniciales de los novios, siguiendo el mismo estilo de las invitaciones y el resto de detalles de la boda.

Tarros para los labiales caseros

Nosotras hicimos mucha cantidad, pero en pequeñas proporciones, os podéis hacer un hidratante buenísimo para los labios en un ratito, y todo con ingredientes naturales. ¡Os animamos a probar!

Si quieres ver los tocados que hizo Sonia para algunas de las invitadas, pincha aquí.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *